Doberman

El doberman es una raza de perros es de origen alemana, admirada por muchas personas y temidos por otros debido a la fama de que es un animal agresivo. La imagen de este perro es muy fuerte e imponente no pasa desapercibido.

Tamaño mediano, alcanza una altura de 61 a 71 cm y peso de 32 a 45 kg, su cuerpo atlético, de forma cuadrada y musculosa, por lo cual es muy ágil, la cabeza y las orejas son rectas y caídas, hocico largo, mejillas planas, las patas son fuertes.

El pelo de los Doberman es corto y liso, su textura es intermedia ni suave ni áspera. El color es negro y con algunas zonas de marrón como sobre cada ojo, hocico, pecho y garganta y la parte de las patas.  También se lo puede encontrar en color café  oscuro con zonas de marrón mas claro. No necesita cuidados especiales, solo un baño y cepillado cada tanto.

El carácter de este perro de raza es amigable, cariñoso, vivaz, valiente, orgulloso y fiel es dependiente de su dueño. El doberman es obediente, sociable, pacifico e impulsivo y enérgico.
Estos animales son perros de trabajo creados para protección y sus cualidades más destacadas son como guardián. Pero es una buena raza para familias ya que disfrutan del entorno familiar y se lleva bien con los niños en especial las hembras tienen mas paciencia.
El doberman requiere que su dueño tenga una actitud firme y tranquila para poder dominar su fuerte temperamento y pero débil emocionalmente. Es un perro inteligente pero no tiene términos medios es si o no por lo que debe ser tenido en cuenta cuando se lo educa.
Sociabilizarlo desde cachorro es la mejor forma de lograr un perro equilibrado y amable con la familia y otras mascotas. Es desconfiado con los extraños, solo ladra cuando algo ocurre para alertar a su dueño.
Se tiene una imagen errónea del carácter de este perro como agresivo naturalmente pero no es así. Con ciertos entrenamientos y adiestramientos  violentos son los que cultivan y acrecientan su instinto con rasgos de agresividad o ferocidad.
Estos perros de raza necesitan hacer mucho ejercicio para poder gastar toda su energía, los paseos y corridas diarias son vitales para que este bien físicamente y mentalmente. Algunas de las enfermedades a las que esta raza es propensa son torsión gástrica, cardiomiopatía, inestabilidad vertebral cervical.
Tienen un promedio de vida de 10 a 12 años pero se registraron ejemplares de hasta 15 años. Los doberman para estar sanos y felices necesitan de una buena alimentación, las vacunas al día, mucho ejercicio y visitas periódicas al veterinario.

Deja un comentario