American Staghound, «galgos» americanos

Los perros american Staghound son un tipo de lebrel que se los usa para la caza.

Estos perros no están reconocidos como una raza en ningún país.

Estos animales son originarios de Estados Unidos.

Fisionomía de los galgos americanos:

El aspecto general de estos perros es similar a los galgos, su cuerpo delgado, largo y encorvado.  Alcanzan un tamaño de 61 a 83 cm y un peso de 29 a 45 kg en promedio.

Su cabeza es proporcional a su cuerpo y su hocico es alargado, las orejas son pequeñas y caen al lado de su cabeza, sus patas son largas y agiles, su cola es fina y larga. Son perros muy atléticos y corren muy rápido para atrapar a las presas.

El pelaje es doble y su textura áspera, los colores de estos perros pueden ser blanco, negro, leonado, tonalidades de azul y rojizo. El pelo de estos animales no necesita cuidados especiales solo un cepillado y un baño cada tanto es suficiente.

Carácter de estos perros lebreles:

El carácter de estos perros es realmente muy bueno, son cariñosos, valiente, tenaz, activos.  Son animales muy inteligentes por lo que son fáciles de entrenar.

Estos perros también son realmente excelentes perros de compañía ya que le gusta estar con las personas y en especial complacerlas.

Le cuesta adaptarse a convivir con otras mascotas como gatos, conejos y roedores ya que debido a su fuerte instinto cazar hace que pueda correrlos e incluso lastimarlos.

Si se lo acostumbra desde cachorro a estar con otros pequeños animales y se lo controla puede que se comporte correctamente.

Este tipo de perros necesitan espacio para correr y moverse debido a su tamaño y a que son animales cazadores por lo que deben vivir en campos o casas con mucho jardín.

Los paseos diarios también son importantes hay que tener en cuenta de siempre llevarlos con correa debido a que pueden sino dejarse llevar por su instinto cazador e ir corriendo detrás de algún animal que vea.

Enfermedades comunes de los American Staghound

En general los American Staghound son perros rústicos y saludables.

Solo son propensos a sufrir de torsión gástrica pero si se toman prevenciones se puede evitar esta patología.

La expectativa de vida de estos perros es de 12 a 14 años de edad.

Estos caninos no son tan comunes de encontrar debido a que hay pocos criadores en el mundo.

Pero son animales muy adecuados como mascotas ya que son fáciles de cuidar. Con una dieta saludable, las vacunas al día, ejercicio y una visita periódica al veterinario es suficiente para que tengan una vida larga y feliz.

Deja un comentario